La importancia del hígado en tu cuerpo

La importancia del hígado en tu cuerpo

El hígado, el órgano interno más grande del cuerpo humano, es un órgano digestivo que se encuentra en la parte superior derecha de tu abdomen. Se comunica con otros órganos digestivos, recibiendo información sobre el nivel de nutrientes disponibles o la presencia de amenazas como medicamentos recetados, metales pesados ​​o sustancias tóxicas, como el alcohol. Como principal órgano involucrado en la desintoxicación, es tu hígado el que reconoce las sustancias tóxicas y las convierte en material inofensivo que puede liberarse.

Hoy sabemos que sin un hígado sano, es imposible tener un metabolismo que funcione correctamente, una circulación sana, hormonas equilibradas, sangre limpia y una digestión fuerte. ¿Experimentas síntomas como fatiga, dolor abdominal, hinchazón y desequilibrios hormonales? Todos estos pueden ser signos de que tu hígado no está funcionando correctamente. En este caso, podría ser el momento de una limpieza del hígado y otros cambios en tu estilo de vida que mejoren el hígado, como agregar suplementos que apoyen el adecuado funcionamiento bioquímico del hígado.

A nivel mundial, la enfermedad hepática es una causa importante de enfermedades. De acuerdo al consenso realizado por la Sociedad Mexicana de Gastroenterología y la Sociedad Mexicana de Hepatología, la enfermedad por hígado graso no alcohólico (EHGNA) afecta prácticamente a un tercio de la población mundial. México es uno de los países cuya población reúne varios factores de riesgo para esta enfermedad y su prevalencia podría superar el 50%; es por eso que el panorama a mediano plazo es muy pesimista si no se toman acciones inmediatas para contrarrestar lo que ya se considera un problema de salud nacional.

Tu hígado está funcionando adecuadamente si tienes:

  • Buenos niveles de energía.
  • Piel sin manchas oscuras
  • Ciclo menstrual regular con síndrome premenstrual reducido
  • Menos infecciones y una inmunidad más fuerte
  • Menos molestias digestivas y más regularidad intestinal.
  • Aliento fresco y salud bucal
  • Un estado de ánimo positivo y una mente aguda

¿Cómo se puede evaluar la función del hígado? Si tu médico sospecha que tienes un problema con tu función hepática, puede optar por realizar un examen físico y una serie de pruebas diferentes, que incluyen: análisis de sangre para verificar los niveles de enzimas hepáticas, un recuento completo de células sanguíneas, detección de virus, pruebas de coagulación sanguínea, pruebas para controlar los niveles de bilirrubina, albúmina y amoníaco, ecografía y tomografía computarizada.

Cómo mejorar la función hepática:

  1. Evitar el consumo excesivo de alcohol y drogas
  2. Seguir una dieta antiinflamatoria
  3. Elegir productos orgánicos
  4. Usar suplementos para apoyar las funciones del hígado, como:
    • N Acetilcisteina (NAC): importante aminoácido precursor del glutatión, el cual es imprescindible para la salud del hígado, tiene funciones antioxidantes, antiinflamatorias.
    • Ácido alfa lipoico (ALA): es un potente antioxidante que puede neutralizar los dañinos radicales libres y recarga y regenera otros antioxidantes protectores del hígado, incluidos las vitaminas C y E, el glutatión y el coQ10.
    • L-selenometionina: se utiliza para crear "glutatión peroxidasa", enzima conocida por su elevada capacidad antioxidante y que contribuye a la función inmune normal, protección del daño celular.
    • Taurina: es un aminoácido con acción antioxidante y antiinflamatoria, además de su importancia en el metabolismo de la glucosa.
  5. Reducir el estrés y gestionar tus emociones
  6. Ejercicio equilibrado

 

 

 

Imagen de portada de Freepick

Los favoritos de nuestros clientes